A Coruña,
Jueves, 10 Octubre, 2013

Desafíos para la recuperación

Rigor técnico y legal ante un cliente más exigente

La jornada estuvo centrada en analizar y reflexionar las acciones que van a emprender las entidades aseguradoras y los corredores de seguros para cambiar el rumbo de la situación actual.

ACTO INAUGURAL

  • Antón Cobián Varela, vicepresidente Patronato Fundación Inade.
  • Jesús Navazo Ruiz, subdirector xeral de Supervisión de Caixas de Aforros e Entidades Financeiras de la Xunta de Galicia.
  • Begoña González García, directora del Centro de Estudios del Instituto de Ciencias del Seguro de Fundación Mapfre.

PONENTES

Configuraron la mesa de entidades aseguradoras:

  • Salvador de Jesús, director de desarrollo de negocio de AIG.
  • Alfonso Román García, director de la división de desarrollo comercial de Allianz.
  • Juan Luis Cavero Rincón, director de la división de empresas y centro de servicios compartidos de Generali.
  • Juan Carlos Monedero Miguel, director del negocio de empresas de MM Globalis.
  • Juan Aguilar Soto, director desarrollo de red y administración comercial de Plus Ultra.

Presentó y moderó la mesa de entidades Iván Novo Castro, director técnico de Ucoga Asesores - Correduría de Seguros.

Configuraron la mesa de corredurías de seguros:

  • Julio de Santos Algar, consejero delegado de Alkora.
  • Joaquín Huergo Luz, consejero delegado de Artai.
  • Silvino Abella Abella, presidente de Espabrok.
  • Félix Serrano Sánchez, director de operaciones de Grupo Galilea.
  • María Ameijeiras Fernández, presidenta de Norbrok21.

Presentó y moderó la mesa de corredurías de seguros Adolfo Campos Carballo, director de Fundación Inade.

La jornada comenzó con la presentación del informe anual "El mercado español de seguros en 2012".

De entre las reflexiones expuestas de la mesa de trabajo de entidades aseguradoras, destaca que estamos ante un cliente más informado y más infiel, con una patología:"todo debe costar cada vez menos", y en donde la era digital y las redes sociales influyen en sus comportamientos de compra.

Los líderes del sector asegurador consideran que se debe poner en marcha procedimientos para obtener la mayor información de cada cliente y así proporcionar los productos que mejor se adaptan a sus necesidades. Hay que montar fuertes alianzas con los mediadores de seguros, pero sólo con aquellos con desarrollo de su gestión empresarial y que demuestren su nivel profesional. Hay que posicionarse en un área digital, el cliente debe poder contactar con su comnpañía y su mediador de seguros a través de diferentes instrumentos tecnológicos: hay que acercar el seguro a la casa del cliente.

Los productos y los procesos deben estar más automatizados.

Además, se debe volver al rigor técnico, lo que garantizará el futuro de la actividad, ofreciendo un servicio de calidad, y disponiendo de recursos para nuevos proyectos. Pero también hay que tener un rigor legal, cumpliendo estrictamente la normativa vigente en materia de contrato de seguros, tanto en la contratación como en la renovación de la póliza y en la gestión de los siniestros.

Las corredurías coinciden en que durante los últimos cinco años han ido incorporando a sus volúmenes de negocio nuevas carteras, por adquisición, por fusión de empresas, adhesiones y operaciones de compraventa. A pesar de ello, no han experimentado un crecimiento significativo en el año 2012 respecto a 2008. Además de la situación económica que afecta a la ciudadanía, dos han sido los factores más influyentes en este descenso de negocio: la falta de rigor técnico, y la falta de rigor legal, alterado en gran parte por las actuaciones de los operadores de banca-seguros.

Como los desafíos más importantes a los que se enfrentan los corredores de seguros se citan un mayor conocimiento del cliente, para lograr tanto una mejor gestión de su programa de seguros como una mayor fidelización del mismo y continuar con la concentración del mercado incorporando corredores de menor volumen de negocio, amenazados por el nuevo escenario.

Los ponentes consideran vital mejorar el talento de los recursos humanos, invirtiendo en desarrollo tecnológico y proporcionando nuevos servicios al cliente. Se considera que hay que reorganizar y ajustar con eficacia las actuales estructuras obteniendo una correcta rentabilidad del negocio. Hay que proyectar las expansiones y no tener miedo a la internacionalización, ya que hay que adelantarse a las necesidades del cliente y si éste se expansiona, expansionarse con él.

Próximas citas

FORO INADE
en Vigo
Lunes, 1 Junio, 2020 - 08:45